top of page

Inventario de Cineastas Mujeres

En estos días escuchamos con frecuencia que las mujeres son un pequeño porcentaje de las personas contratadas para dirigir películas, al menos películas de alto perfil y gran presupuesto como las que se hacen en Hollywood. Hay un número mucho mayor de mujeres productoras. Recuerdo, hace algunos años, leer un artículo - ¿estaba en el New York Times? - que afirmó que una de las razones de esto es que los hombres tienden a estar más dispuestos a dejarlo todo y mudarse al otro lado del mundo durante seis meses para hacer una película, mientras que las mujeres tienden a preferir un mayor equilibrio entre el trabajo y la vida familiar y quieren poder volver a casa con sus familias todos los días. Cualquiera que sea la razón, hay un impulso en estos días para que se contraten más directoras de cine y para que las mujeres que dirigen películas reciban más reconocimiento por su trabajo. Ya este año, The Hollywood Reporter, siguiendo esta agenda, está sonando la alarma, adviertiendonos que las directoras están siendo excluidas de los Golden Globes y Deadline informa que lo mismo ocurre con los Oscares.


Conozco a una buena cantidad de mujeres cineastas, más mujeres que hombres en realidad. Pero cuando señalo cuántos mujeres cineastas hay, ellas tienden a aclarar que no es que las mujeres no hagan cine. Es que las cosas generalmente son más difíciles y que el trabajo que han hecho no es tan reconocido como debería ser. Una dijo que no sintió esto como estudiante de cine, pero sí más tarde trabajando en el mundo del cine profesional. Otras han dicho que es mucho más común que a los hombres se les ofrezcan proyectos cinematográficos importantes al principio de sus carreras, mientras que las mujeres tienden a trabajar por salarios más bajos en proyectos menos prestigiosos, y que a las mujeres les suele llevar más tiempo obtener el respaldo financiero que necesitan para hacer sus películas. Statisca informa que en 2021, el 22% de los directores de cine en los EE. UU. eran mujeres, un aumento del 1% en comparación con el año anterior.


Igual de importante es la falta de conocimiento que el público en general tiene sobre las mujeres cineastas, algunas de las cuales han tenido mucho más éxito de lo que mucha gente se da cuenta.


Las mujeres siempre han hecho cine, comenzando desde el principio con Alice Guy Blaché, quien fue la jefa de producción de la primera productora cinematográfica del mundo, Gaumont. Después pasó a trabajar con Thomas Edison y luego fundó su propia compañía, Solax Films, en la ciudad de Nueva York. Guy Blaché dirigió personalmente más de 1000 películas. Las directoras fueron especialmente prolíficas y económicamente exitosas durante la era del cine mudo, pero se hizo mucho más difícil para muchas de las que habían tenido éxito encontrar trabajo a partir de los años treinta, y el número de directoras se redujo drásticamente. Solo comenzó a aumentar lentamente de nuevo mucho más tarde.


No puedo hablar sobre la situación de las mujeres directoras en todas partes en este breve ensayo, pero es interesante discutir Australia ya que, durante la década de los 70, hubo un aumento dramático en las películas realizadas por mujeres allí. La productora Jan Chapman sintió que era "muy afortunada" de comenzar a involucrarse en la realización de películas a fines de la década de los 60 y principios de los 70, y menciona una serie de oportunidades que se pusieron a disposición de las mujeres en ese momento. El Sydney Women's Film Group, fundado en 1971, enseño producción con un enfoque en películas contadas desde perspectivas femeninas. También presionaron por un fondo de cine para mujeres. Otro grupo de mujeres formado en la Australian Broadcast Commission logró que las mujeres pudieron trabajar en documentales y películas de ficción, no solamente en la programación infantil y las películas educativas que tradicionalmente se les habían asignado. Ambos grupos presionaron juntos para brindar educación a las mujeres en la Escuela de Cine y Televisión de Australia, con el resultado de que el 50% de los estudiantes que se matricularon en la escuela en su primer año, 1973, eran mujeres. ("Algunas mujeres significativas en el cine australiano: una celebración y una advertencia", Senses of Cinema). Entre ellas estaba Gillian Armstrong, quien dirigió la película My Brilliant Career (1979), sobre una joven rebelde al final del siglo XIX que se niega a casarse porque en cambio planea tener una "carrera brillante". A continuación se muestra una conversación de 2013 sobre las mujeres en el cine en Australia entre la década de los 70 y el período contemporáneo, con Gillian Armstrong y otras dos directoras australianas, Ana Kokkinos y Louise Alston, en la que señalan que Australia ha sido un buen lugar para las cineastas mujeres en comparación con muchos otros países (47:17):


Un espectador de cine podría pensar fácilmente que si no está familiarizado con el trabajo de un director es porque su trabajo no es especialmente interesante. Canales

Marie Louise Iribe

de television y servicios de streaming programan muchos de los mismos "clásicos" regularmente. Por eso son estos los filmes que se convierten en películas de referencia para la mayoria de la gente. Puede resultar sorprendiente repasar la historia del cine y descubrir todo lo que nos hemos perdido.


Para los estudiantes serios de cine, The Criterion Channel es extremadamente útil para comprender los movimientos, las tendencias y los patrones a lo largo del tiempo porque Criterion crea colecciones de películas sobre temas que son más específicos que las categorías generales utilizadas por servicios como Netflix o Amazon, categorías amplias como "comedias" o "películas extranjeras". Las colecciones en Criterion son armadas por personas no algoritmos, y estos curadores a menudo graban

Dorothy Davenport

introducciones a las colecciones en las que explican la lógica de la selección, y a veces conversan con los cineastas. Las películas están contextualizadas y la calidad técnica es buena, sin los problemas de baja resolución o bandas sonoras alternativas que se puede encontrar en Youtube. Esto hace que sea más fácil apreciar estos filmes y llegar a sus propias conclusiones sobre ellos, ya sea sobre su importancia histórica o sobre como cuadran o no con los gustos personales de uno.


Criterion permite al espectador conocer el trabajo de una buena cantidad de cineastas mujeres cuyos filmes no se encuentran fácilmente. La colección Cineastas Mujeres de La Epoca Temprana reune mucho más trabajo por cineastas mujeres en un solo lugar que lo usual. Allí se encuentran películas de Madeline Brandeis, Germaine Dulac, Lois Weber, Olga Preobrazhenskaya, Marie-Louise Iribe, Dorothy Davenport, Alice Guy Blache, Mabel Normand, Lotte Reiniger, Claire Parker, Mary Ellen Bute y Maya Deren.

Camille Billops

Otra colección importante que nos da acceso a filmes de la década de los 70 y después, y los contextualiza, es Tell Me: Women Filmmakers, Women's Stories, curada por Nellie Killian. En una conversación introductoria entre Killian y la actriz Jenny Slate, la curadora explica cómo buscó películas de mujeres que documentaran aspectos de la experiencia femenina que no siempre se

Julia Reichert
Claire Denis

Fue interesante ver el corto documental de esta colección sobre Julia Reichert y el colectivo de cine feminista New Day Films fundado para distribuir películas de mujeres en la década de 1970, cuando las mujeres tenían muchos problemas para que su trabajo fuera visto. New Day sigue activo. Aprender sobre las películas de Reichert, que dan protagonismo a las mujeres y a los estadounidenses de clase trabajadora, como los trabajadores de las fábricas del medio oeste, se volvió más significativo para mí ya que poco después tuve la oportunidad de asistir a proyecciones de las películas de Reichert en Cincinnati presentadas por otras mujeres cineastas que habían trabajado con ella en New Day, que se encuentra en Yellow Springs, Ohio, no lejos de Cincinnati. Una de estas

Kelly Reichardt

cineastas era Melissa Godoy, quien trabajaba como camerógrafa para Reichert y es una documentalista ella misma. La otra era Jaime Meyer Schlenk, quien editaba las películas de Reichert y actualmente es presidente del capítulo de Cincinnati de Women in Film, la organización que patrocinó las proyecciones. En aquel momento, Reichert estaba enferma de cáncer, y la intención de estas presentaciones era, claramente, celebrar su vida y obra. Debido a su enfermedad, Reichert no pudo asistir físicamente, aunque pudimos ver un video de ella hablando a la audiencia a través de Zoom después de la presentación de la primera película . Murió durante la serie.

Criterion también tiene colecciones que se enfocan en mujeres cineastas específicas. Algunas, como Claire Denis y Kelly Reichardt, ya son bastante conocidas por los aficionados del cine arte. El trabajo de algunas otras se encuentra en la coleción de Killian: Joyce Chopra, Christine Choy. Algunas colecciones reconocen el

Athina Rachel Tsangari

trabajo de mujeres que trabajaron con sus parejas: Faith Hubley con su esposo John, Jeanne Claude quien trabaja con su pareja, el artista Christo. También está Elisabeth Subrin, que lleva bastante tiempo haciendo películas sobre mujeres, la documentalista Marina Zenovich, así como las directoras contemporáneas Sofia Bohdanowicz, Lori Felker, Sophy Romvari, Caroline Monnet, Jennifer Reeder, Athina Rachel Tsangari y Nikyatu Jusu, cuyo primer largometraje, Nanny, ganó el Gran Premio del Jurado de Sundance 2022. Hay, además, una nueva colección de directoras de Irán: Shiva Sanjari, Azadi Moghadam, Firouzeh Khosravani, Sahar Mosayebi.


Los cortometrajes de una directora a veces se incluyen en colecciones junto con sus largometrajes, o una colección puede estar formada únicamente por cortometrajes. Por ejemplo, aunque Mira Nair ha dirigido muchos largos, hay una

coleción de solamente sus cortos. Al crear una buena cantidad de colecciones de cortometrajes de jóvenes directores contemporáneos, tanto hombres como mujeres, Criterion parece estar buscando llamar nuestra atención sobre los cineastas emergentes que opinan que debemos conocer. Tal vez sea una forma de ayudar a estos cineastas, muchos de los cuales son mujeres, a subir la escalera un poco más rápidamente.


Me parece bastante alto el número de mujeres cineastas en Puerto Rico. Sonia Fritz, que realiza documentales desde los años ochenta, Glorimar Marrero, cuyo primer

Kisha Tikina Burgos

largometraje La Pecera debutó en Sundance en 2023, Gisela Rosario cuya comedia Perfume de Gardenias debutó en Tribeca en 2022, Juliana Maité cuyo primer largo Sin receta ganó el premio del público en SXSW en 2022, las documentalistas Karen Rossi y Teresa Previdi, Kisha Tikina Burgos, Carla Calvino, Frances Negron Muntaner, Mariana Emmanuelli, Beatriz Santiago, Michelle Malley, Raisa Bonnet, Noelia Quintero, Stephanie Camacho, Arleen Cruz, Maite Rivera, Margaret Mair, Llaima Suwani, Rosa Emmanuelli, y Diana Quiñones.

Johanné Gomez

Mujeres cineastas con fuertes voces independientes también se han destacado en la República Dominicana en los últimos diez o quince años: Laura Amelia Guzman, Johanné Gomez, Yanillys Perez, Natalia Cabral, Leticia Tonos, Victoria Linares.


Por supuesto, hay muchas más mujeres haciendo cine. Algunas de las más conocidas no aparecen aquí, pero es que ya las conoces. También hay mucho más que se podría decir sobre el trabajo de cada una de las cineastas mencionadas aquí. Pero entrar en todo eso convertiría esto en un proyecto mucho más grande. Por ahora, estoy solamente haciendo un poco de inventario. Hay gente mencionada aquí que hace cine que vale la pena ver, y debes, por lo menos, escuchar sus nombres. La visibilidad es importante.













52 visualizaciones0 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo

Comentarios


bottom of page